INVERTEBRADOS

TUNICADOS: ASCIDIAS, SALPIDOS Y PIROSOMIDOS... ......................................................... INICIO

Seres exclusivamente marinos que pertenecen a un grupo de gran exito evolutivo en relación al número de especies que componen el mismo: los CORDADOS. La característica anatómica de los cordados, entre los que se encuentran los vertebrados, o sea nosotros mismos, es la presencia, en alguna fase de su vida, de una estructura de soporte, la notocorda y de un cordón nervioso dorsal. Dentro de este gran grupo, los Tunicados o Urocordados se caracterizan por la presencia de una túnica o revestimiento de composición variada y consistencia gelatinosa o cartilaginosa.

Dentro de este gran grupo de los tunicados se distinguen tres clases:

1. Ascidias
Son animales marinos bentonicos, sésiles. Su aspecto es el de un saco con dos aberturas, un sifón oral apical y un sifón cloacal dorsal. Se alimentan filtrando las partículas alimenticias que transporta el agua. Son hermafroditas, con especies que se reproducen por fecundación externa (ascidias solitarias), y otras por gemación (formación de hijos a partir de la ascidia madre) a las que encontramos soldadas entre si formando una masa colonial común (ascidias compuestas). Muchas ascidias desaparecen durante el invierno, pero conservan una yema que vuelve a desarrollarse en la primavera siguiente. Carecen de nombre común.

En las islas es frecuente en las cuevas Ciona intestinalis una ascidia solitaria, casi transparente y con los sifones bien visibles. De intenso color rojizo y túnica coriácea encontramos a Halocinthya papillosa. Estacionalmente se suelen ver ramilletes de una pequeña ascidia Clavellina lepadiformis y en zonas resguardadas o portuarias es común una amplia variedad de ascidias coloniales incrustantes, con zooides en distintas formaciones que comparten un sifón cloacal común. Las más frecuentes son Botrylloides leachi, con zooides agrupados en forma circular o alargados, y Botryllus schosseri, con zooides agrupados en forma de estrella.

2.Taliáceos
son animales planctónicos móviles con ciclos de vida complejos en la que alternan la reproducción sexual con la producción de clones de si mismos.
Son uno de los mayores componentes de la biomasa zooplanctónica en la capa superficial de los océanos. Experimentan grandes aumentos de población estacional que contribuyen al flujo de energía y materia entre capas de los océanos cuando sus cuerpos se depositan en el fondo una vez muertos.

Se distinguen tres subclases de Taliáceos:

2.1. Pirosómidos. Son organismos planctónicos coloniales. Las colonias constan de numerosos individuos llamados zooides que se agrupan formando un tubo gelatinoso en forma de cilindro, como el dedo de un guante, en el que las aberturas orales de los zooides se sitúan en la superficie externa del cilindro a fin de filtrar las partículas de las que se alimentan. Algunas colonias pueden alcanzar más de un metro de longitud. Son comunes en aguas cálidas, y el nombre de pirosómidos obedece a su capacidad bioluminiscente, debida a la presencia de bacterias simbióticas en el interior de las células de su cuerpo. Son importantes como presa para varias especies de peces, tortugas, aves marinas y en algún caso también se han encontrado en los estómagos de cetáceos

2.2. Salpidos: son organismos planctónicos solitarios que pueden agruparse en cadenas que se desplazan impulsado el agua a través de sus sifones opuestos. Son animales de cuerpo transparente que se encuentran en casi todos los mares. Su forma corporal es más o menos cilíndrica y se propulsan expulsando agua a presión gracias a la acción de una serie de bandas musculares.

En la fase solitaria se reproduce asexualmente por gemación de clones que cuando se desarrollan se liberan como salpas solitarias y se reproduce sexualmente con otras cadenas de salpas. Estas cadenas liberan pequeñas salpas solitarias que comienzan entonces la gemación asexual una vez que alcanzan cierto tamaño. Son capaces de tasas reproductivas muy rápidos y pueden duplicar su población en horas.

2.3. Doliólidos: Planctónicos con una fase de vida colonial y otra de vida solitaria. Presentan ocho bandas musculares continuas y alternan la reproducción asexual con la sexual. A diferencia de otros tunicados, como las salpas, los mecanismos de natación y filtración están separados, lo que les permite alimentarse sin desplazarse y así disminuir su gasto energético.


Salpidos: Individuo solitario de Salpa maxima

Salpidos: Individuo solitario de Salpa maxima
3. Apendicularios o larváceos: son formas pelágicas nadadoras, solitarias. No sufren metamorfosis, conservan en la edad adulta las características típicas de los cordados.

©www.canariasconservacion.org
© Imagenes y textos de los autores 2002- 2015